cuits (cuits) wrote,
cuits
cuits

cosas varias.

Primero id volando al LJ de irati  que ha publicado fic de Supernatural que no es wincesto y sin spoilers, eso para fans como yo no wincestistas y que todavía no se han visto la segunda mitad de la temporada por falta de tiempo es como un montón de piruletas juntas. Ella hace referencia al fin de hace un par de  [info]aitnacasí que a su LJ también que además tiene na entrada sobre su amor por Chase que es digna de leer. Aunque solo sea para ver por qué a alguien le gusta tanto Chase al margen del brillo de su pelo.

Dicho lo ual estoy agobiadísima con mils de proyectos que incluyen desdoblar el tiempo mañana para poder preparar el maraton

Yo, por mi parte

-El mundo no se ha acabado
 
Hubo un momento de incertidumbre. Un momento en el que el cerebro de Mulder fue más rápido que el tiempo, navegando atrás en los recuerdos hasta rescatar aquella promesa que se habían hecho tiempo atrás plasmada en su memoria como una escena de una película, fotograma a fotograma.
 
Una vigilancia, un coche, confidencias, un par de latas de refresco, promesas…
 
Un milésimo instante después o quizá no había llegado a pasar tanto tiempo cuando los ojos de Scully se clavaron intensamente en los suyos, mirando, escudriñando probablemente recordando otra promesa cargada de buenas intenciones que rompía por él. Comprendiendo el significado de aquella frase con cada sílaba y desafiándole con el silencio.
 
“Hay tres cosas que a Scully no le gustan sobre todas las cosas”, se recordó a sí mismo, “los platelmintos gigantes, las casas encantadas y romper una promesa”
 
Y entonces sucedió. Apenas el fantasma de una sonrisa por la que civilaciones enteras serían capaces de lanzarse al abismo y cinco palabras tan mágicas como para dar la vida. Mulder ni siquiera había sido consciente de que había dejado de respirar hasta que las escuchó.
 
-No, no lo ha hecho.
 
En la televisión sonaron fuegos artificiales, matasuegras, grandes vítores y música de violines aunque aquello último no estaba seguro si era producto de la televisión, de su mente contaminada por haber visto Desayuno con Diamantes con Scully más veces de las que el cerebro masculino era capaz de soportar –tres- o si símplemente era una nueva versión del pitido de oídos que le advertía de que si no controlaba su ritmo cardíaco iba a estropear el momento con un aneurisma cerebral.
 
No era la primera vez que se besaban -desde luego- y por lo tanto y estrictamente hablando no había sido en aquel el momento exacto en el que Scully había decidido romper su promesa, pero sí había sido su primer beso en un lugar público. Un beso inocente, en Año Nuevo, en una sala desierta… pero en un lugar público al fin y al cabo.
 
Nadie que los hubiese visto hubiese sospechado lo más mínimo dadas las circunstancias, pero una vez más esa no era la cuestión, la CUESTIÓN es que acababan de cruzar una línea invisible y subido al siguiente escalón, y era algo que ambos sabían. Sip, definitivamente había un cierto sabor trangresor y canalla en aquel beso que probablemente hubiese podido entrar en el libro Guiness de la castidad.
 
Se sentía feliz, se sentía completamente rebosante de energía y capaz de hacer cualquier cosa y de enfrentarse a cualquiera. Quería dar saltos mortales y volteretas en el aire y tirarse por las escaleras con un trineo de nieve. ¿Dónde podría conseguir un trineo de nieve a esas horas?
 
Señoras y señores, con ustedes los efectos de un subidón producido por una dosis de Dana Scully, o el colocón de morfina por los daños colaterales de una lucha con zombis.
 
Lo que fuese
 
Se sentía afortunado por primera o segunda vez en su vida así que decidió que había llegado el momento de tentar a la suerte un poco más, de probar exactamente cuáles eran las nuevas fronteras y límites a explorar –que no se dijese que no llevaba con orgullo el espíritu aventurero de los Boy Scauts- y mientras se encaminaban a la salida pasó su brazo sano por encima de los hombros de Scully.
 
-Ey Scully ¿Tienes planes para Año Nuevo?
 
-Si me vas a proponer algún otro caso absurdo quiero recordarte que no necesito ninguna orda de presuntos zombis para romperte el otro brazo. O una pierna
 
¿Presuntos? Desde luego Sculy era totalmente increible en muchos y variados aspectos y sentidos
 
-Más bien estaba pensando en lo dificil que va a ser enjabonarme la espalda, ya sabes, con el brazo roto y eso
 
-¿Enjabonarte la espalda?
 
Debajo de su brazo Scully resplandecía sonriendo capaz de iluminar ciudades de más de dos millones de habitantes.
 
-Y hacer el café del desayuno, puffff, muy dificil
 
Habían llegado hasta el garage casi sin darse cuenta, con paso cadente y sincronizado y con un pequeño movimiento todo se precipitó. Scully se escurrió de su medio abrazo alejándose sin más palabras hacia su coche, pisando el asfalto delicada como si andase sobre cáscaras de huevo imposibles de romper. Estaba claro que en pleno colocón de drogas legales se había extralimitado en eso de explorar los límites, vamos, que la había cagado. Otra vez.
 
Sus neuronas apenas fueron capaces de reaccionar cuando Scully paró a unos cuantos metros, delante de su coche, presionó el botón de la llave que desbloqueaba las puertas y sacó su bolsa de viaje del maletero. Debía de haber sido un premio Nobel de la Paz en otra vida si la justicia kármica entendía que se merecía que Dana Scully, bolsa de viaje en la mano caminase hacia él mirándole como el gato que se comió al canario.
 
-Ya recogeré mi coche mañana. De todos modos tú no puedes conducir así que solo podemos llevarnos un coche
 
Reprimió las ganas de gritar yeeeeeha y dar un par de saltos mortales y volteretas en el aire pero fue incapaz de reprimir el impulso de avalanzarse hacia ella y darla un beso significativamente menos casto que el de la cuenta atrás de Fin de Año
 
-Oye Scully ¿tú sabes dónde venden trineos de nieve por aquí cerca?
 
Definitivamente un subidón por sobredosis de Dana Scully


 
Tags: fanfic, mulder y scully el primer fandom
Subscribe
  • Post a new comment

    Error

    default userpic

    Your reply will be screened

    Your IP address will be recorded 

    When you submit the form an invisible reCAPTCHA check will be performed.
    You must follow the Privacy Policy and Google Terms of use.
  • 7 comments